Frío aliento

Noto sus corroídas manos ya desgastadas,
el aire ha marchitado todo tu cuerpo,
ya no puedo notar tus lujuriosos besos
ni tus engatusadoras y suaves caricias,
el tiempo y los gusanos han devorado tu carne
donde antes posaban tus bellos ojos verdes,
que con tan solo una mirada enamoraba
ahora tan solo hay unas negras cuencas,
ya no puedo sentir tu cuerpo junto al mío 
sobre la fría arena de la inmensa playa,
ni tus besos sobre mis olvidados labios
ya no siento ni padezco tus sentimientos,
estoy solo en un lago de agua helada,
no siento ni padezco tal calvario,
pues solo soy el recuerdo maldito
de un mal amor enterrado y abandonado,
las flores que antaño a tu paso
admiraban con envidia tu estela,
yacen ahora muertas en el sendero 
cubierto por la nieve y la soledad,
la penumbra es tu única compañera
que por la noche te arropa en la niebla,
sobre las afiladas espinas que te causan
las heridas de tu piel por las que sangras.
 20170417_111519
Diodoro Mateo
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s